Cauce

Publicación bimestral de la Coordinación de Extensión Universitaria

Boletin Cauce Cauce en línea

Murales realizados por alumnos dan vida al Centro de Desarrollo Infantil Xilotl

Reportera: Guadalupe Ochoa Aranda

El proyecto Tlapalli Xoloh, desarrollado por veintisiete alumnos y alumnas del octavo trimestre del Taller de Gráfica Monumental de la licenciatura de Diseño de la Comunicación Gráfica, consta de tres murales alusivos a la vida lúdica de las niñas y niños que asisten al Centro de Atención y Promoción de Desarrollo Infantil Xilotl (que significa maíz tierno en crecimiento) y en el marco del primer aniversario, fueron develados estos tres proyectos gráficos.

En el centro Xilotl se brinda atención preventiva a partir de una valoración en neurodesarrollo a niños y niñas de cero a cinco años de edad, particularmente en el tratamiento del Trastorno del Espectro Autista (tea). Ahí participan investigadores de la maestría en Rehabilitación Neurológica de la uam Xochimilco y de la alcaldía Tlalpan.

El diseñador gráfico Eduardo Juárez Garduño, adscrito a la División de Ciencias y Artes para el Diseño de Xochimil- co, asesoró toda la propuesta visual de los tres equipos. Señaló que “la rectoría de la unidad donó la pintura para que el alumnado plasmará en los muros del centro toda esa imaginación infantil donde las niñas juegan a ser guerreras y los niños resbalan por las hojas de maíz jubilosos y felices”.

Agregó que bajo el ardiente sol de primavera y montados en los andamios, alumnos y alumnas convirtieron el cansancio en energía. “Desde ahí vieron el surgimiento de esos rostros concebidos a partir de un proceso creativo que pasó de la investigación sobre los objetivos del Centro y el tratamiento del tea, a la experimentación de colores vivos, mas no estridentes, y al estudio del entorno espacial para concretar la propuesta final”.

El mural Xilotl, más que un nombre, es la imagen gráfica que viste la entrada del recinto, en el cual

aflora la alegría de los niños y niñas que juegan entre las mazorcas coloridas protegidos por sus cuidadoras. Para Daniel Sánchez, representante del equipo, el lenguaje visual tiene un carácter inclusivo y, por ello, aparecen las cuidadoras y personal del centro dentro de un corazón colectivo. Los integrantes del equipo son Adrián, Kristal, Viridiana, Dante, Alessandra, Ireri, Daniel, Frida y Claver.

Pakilistli (actitud llena de gozo, ánimo y salud) es un mural-paisaje, que ocupa el pasillo principal del centro, el cual representa la fantasía en el juego infantil. La alumna Ana Elisa Magaña señaló que se trata de “un lugar donde la libertad se explaya y los aviones de papiroflexia vuelan sobre las cabezas de los menores en un ambiente que fomenta el amor, la seguridad y la felicidad necesarios para estimular su entorno psicosocial”. Su equipo se conformó por Azul, Elisa, Mayte, José, Robín, Ale, Aixa, Sueo y Tony.

Xilotitos, el tercer mural, está ubicado en uno de los jardines. En su explicación, Charlie Amador indicó que “se estiró el trazo del cielo y jardín para integrar- los a los muros adjuntos y así, ampliar visualmente el espacio”. Ahí vemos a los chiquillos resbalando por las hojas de las enormes mazorcas “y el muro central muestra una gran variedad de rostros infantiles plasmados en cada grano de maíz, para configurar un gran elote que da cabida a la diversidad cultural en sana convivencia”. En su equipo participaron Hipólito, Pamela, Judith, Charlie, Alejandra, Karina, Alexis, Giovanna y Raiza.

Cada grupo de trabajo esbozó, pintó, integró y plasmó su sello personal sobre esos muros que conjuntaron diversidad, imaginación, libertad creadora e integridad física. A un año de apertura de este centro, los niños y niñas pueden ser valorados para detectar tempranamente alguna alteración neurológica.

DEJAR UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.